Benicassim: Los cubanos Orishas completan esta noche las 420 horas de música de los 25 años del Rototom Sunsplash


 

Galería fotográfica

Fotografia /Galeria/2018/8/175986_104609/1_M1.jpg
Fotografia /Galeria/2018/8/175986_104609/2_M1.jpg
Fotografia /Galeria/2018/8/175986_104609/3_M1.jpg
La Plana al Dia | Benicassim | General | 22-08-2018
Los cubanos Orishas completan esta noche las 420 horas de música de los 25 años del Rototom Sunsplash

La edición del 25 Years Walking Together pasará a formar parte en un margen de horas de la historia del Rototom Sunsplash. El festival internacional reggae clausura este miércoles en Benicàssim su 25 aniversario con el mismo pulso musical, cultural y social que ha mantenido durante las seis jornadas previas a esta séptima sesión, la de hoy, con la que dice adiós hasta 2019.

Lo hará a lo grande. Empezando por los grupos de animación y los más de 120 músicos de la macrobatucada que pondrán ritmo y color a un desfile de despedida que llenará desde las seis y media de la tarde el recinto de conciertos. El mejor aperitivo para dar la bienvenida a la última puesta en escena musical de este 2018, con el Caribe como epicentro. El esperado son cubano de los referentes del hip hop Orishas, con su magistral uso de los ritmos de la tradición afrocubana, y el triplete jamaicano integrado por Tarrus Riley, Konshens y The Mighty Diamonds, bajarán el telón de un cartel que arroja 247 shows y 420 horas de espectáculos en los nueve escenarios del festival.

La velada recibirá también en el Lion Stage a Train to Roots y Villa Ada Posse, a los que se sumarán Alika & The Same Song Band y Vanupié. En la Dancehall destaca el encuentro entre Freddie Krueger y ZJ Liquid, mientras que en la Dub el sound residente Blackboard Jungle estará acompañado de las vices de Barry Isaacs y Don Fe, entre otras propuestas.

Junto a lo musical, lo extramusical. El Foro Social, African Village, Magicomundo, Rototom Circus y todas las demás áreas culturales que han configurado durante toda una semana el festival diurno, y más familiar, del Rototom Sunsplash, dejan un total de 130 actividades entre charlas y debates, proyecciones, talleres, espectáculos de circo, sesiones de baile y un largo etcétera.

Un balance cultural que ha actuado como polo de atracción para el público internacional e intergeneracional que ha arropado este aniversario, en el que la “convivencia” y el “ambiente de familia han vuelto a la ser la norma, y lo que nos identifica”, señalan desde la organización del certamen.