Diputación CS: El CJC da via libre a la Diputación para readjudicar la gestión de la piscina


 
La Plana al Dia | Diputación CS | General | 09-08-2017
 

R.P/ CASTELLÓN. A tres semanas de la fecha apuntada por la Diputación de Castellón para reabrir la piscina provincial, tras rescatar la concesión de la empresa Aiguagest, el Consell Jurídic Consultiu (CJC), da la razón a la corporación y refrenda su decisión de recuperar la gestión para volver a licitarla y tenerla abierta en septiembre. El CJC considera probados los impagos del canon, de tasas y de impuestos municipales por parte de Aiguaget, a la vez que desestima las reclamaciones de la misma.
La decisión del CJC se produce una vez que la Diputación le pidió la mediación al negarse la concesionaria de la pileta provincial a entregarle la llave de la instalación para efectuar su mantenimiento de cara a abrirla en un mes. Asimismo el organismo jurisdiccional valida el informe presentado por la institución provincial que argumentaba su decisión de rescata la concesión, en base a los múltiples incumplimientos del concesionario y ante la situación económica de ésta, en proceso concursal. Asimismo, apunta que la Agencia Tributaría ha abierto diligencias contra Aiguagest, SL por el impago de tributos.
En cuanto a los incumplimientos, el CJC ha acreditado el impago por parte de Aiguagest, SL del canon anual de la concesión, estimado en 66.000 euros, así como de tasas e impuestos municipales. A este respecto, cabe apuntar que la empresa y la diputación mantienen una disputa legal sobre qué entidad que debe abonar el IBI al Ayuntamiento de Castelló, cuya deuda ascendía en 2012 a más de 160.000 euros y que es una de las causas alegadas por la concesionaria para acreditar sus dificultades económicas.
El presidente de la Diputación, Javier Moliner, anunció ayer tras conocer el fallo del CJC que la institución emprenderá acciones legales contra la concesionaria de la instalación deportiva por lo que considera deslealtad y mala fe de la empresa con la corporación provincial.
Cabe recordar que la situación generada por la insolvencia de la empresa, que afecta a sus trabajadores, movió a la Diputación a celebrar a primeros de este mes un pleno extraordinario para aprobar la rescisión del contrato y poner a punto el pliego de condiciones para volver a licitar la gestión de la piscina al objeto de abrirla en septiembre.
La empresa concesionaria, cuyo contrato de gestión expiraba en 2023, ha instado de manera voluntaria el concurso de acreedores ante las dificultades económicas que atravesaba y el pasado 31 de julio procedió al cierre de las instalaciones, acumulando deudas con los trabajadores respecto de las nóminas de junio y julio.